Las estaciones de servicio del futuro

La llegada del coche eléctrico es cada vez más palpable. Todas las compañías están llegando a acuerdos para un despliegue de puntos de carga por todas partes, en especial en las rutas principales de los países.

Este despliegue asegurará viajar a cualquier punto del mapa de igual forma que actualmente con los coches de combustión y, una vez que el coche entre en “reserva”, disponer de estaciones de carga suficientes para no tener la angustia de que el coche te deje tirado. El llamado “Range Anxiety”

A pesar de todo, sigue existiendo el problema de los tiempos de carga. Si bien esto no debería notarse en la mayoría de los casos, pues aprovecharemos para comer o tomar un café, hay quien sigue prefiriendo no tener estos tiempos muertos de entre 30 minutos a 1 hora dependiendo del coche y tipo de cargador.

Resultado de imagen de range anxiety

Hay quien sigue prefiriendo hacer el viaje de un tirón sin paradas y esto a día de hoy con las autonomías de los coches eléctricos se hace casi inviable.

En este punto hay 2 caminos, uno que vendrá a medida que tengamos mayores baterías que nos den alcances mayores y por tanto, la posibilidad de hacer viajes largos sin necesidad de cargas intermedias.

La otra pasa por asumir una parada cada 2 ó 3 horas con unos 200 o 300 kilómetros entre parada y parada.

Esto supone un cambio en la mentalidad de las estaciones de servicio.

A día de hoy, lo normal es parar a repostar y poco más. Y cuando necesitas parar a comer, seguramente apures el depósito buscando una estación con buena presencia o al menos que lo parezca.

Resultado de imagen de restaurante carretera

Pero en otras ocasiones o rutas quizás no tengas otra opción que un buen bocadillo y una lata de refresco en algún frío bordillo para cubrir el expediente y así llegar lo antes posible a tu destino.

Resultado de imagen de area de descanso carretera

Y es aquí donde parece que la llegada del coche eléctrico está impulsando el cambio.

Las grandes compañías están planteando un nuevo modelo de estación de servicio. Unas estaciones que aporten algo distinto al conductor con una experiencia atractiva e incluso lúdica de sus instalaciones.

Y es que el tiempo de carga de un coche eléctrico no es perdido. Es carga desatendida lo cual te da tiempo a tener algún hobbie como ver una serie, leer, ir de compras, gimnasio e incluso visitar pueblos o regiones antes desconocidas y probar su gastronomía.

Esperamos grandes cambios en el placer de viajar y estoy seguro que para bien.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s